SEMIOLOGÍA PSIQUIÁTRICA Y PSICOPATÍA

Sitio del Dr. Hugo Marietan

www.marietan.com    marietanweb@gmail.com

 Principal ] Artículos ] Psicopatía ] Esquizofrenia ] Docencia ] Poesías y cuentos ] Otros Autores ] Curso de Psicopatía ] Semiología Psiquiátrica ] Enlaces ] Cartas comentadas ] Depresión ]

Cartas comentadas

Ella, mi novio

 

Estimado Dr. Marietán:

 

En primer lugar quiero expresarle mi agradecimiento por ayudarme a tratar de entender qué es lo que pasa por la mente de un psicópata a través de la lectura de algunos de los artículos publicados en su página Web.

 

A pesar de ello, resulta muy complicado, para una persona que, como yo, se considera más o menos normal, abstraerse de los sentimientos para poder tener una perspectiva clara del comportamiento de un psicópata y de los estragos emocionales que puede causar en sus víctimas o complementarios.

 

En segundo lugar, me gustaría contarle la experiencia vivida con una persona que creo posee este rasgo de personalidad y a partir de esos datos, que no se si serán suficientes, hacerle la pregunta de rigor: es un psicópata?

 

Le anexo un documento que recoge la evolución de mi relación con esta persona. Es cierto que se trata de algo totalmente subjetivo que entiendo usted sabrá valorar. También anexo el cuestionario que he visto en los artículos.

 

Por otro lado creo que es necesario que le comente que desde que tenía 24 años, ahora tengo 46, padezco síntomas de ansiedad. He pasado por muchas consultas de psicólogos y psiquiatras. Actualmente, visito con regularidad a mi psiquiatra y recibo un tratamiento de mantenimiento con ansiolíticos y antidepresivos. También, durante los últimos tres años recibo ayuda psicológica. Creo que gracias a mi psicóloga y a sus sabios consejos, estoy en el camino de la recuperación emocional, aunque soy consciente de que todavía me queda un largo camino por recorrer. Superar la adicción a esta relación y elaborar el luto de la pérdida está resultando un proceso muy doloroso aunque necesario.

 

Espero recibir sus noticias y le agradezco de antemano el tiempo que pueda dedicarme.

 

Un afectuoso saludo,

 

Marta del Celeste

 

 

Complete datos de la persona que se presume como psicópata:

Edad: 42

Estado civil: SOLTERO

Profesión, estudio o trabajo que realiza: ADMINISTRATIVO

Lugar de residencia actual, ciudad y país: ESPAÑA

Sexo: TRANSEXUAL (Nació mujer y se siente HOMBRE)

Otro dato de interés: Desde septiembre de 2007 aproximadamente le reconocieron legalmente el cambio de género.

 

Datos de quien contesta el cuestionario (imprescindibles):

Edad: 46

Lugar de residencia actual, ciudad y país: ESPAÑA

Profesión, estudio o trabajo que realiza: ECONOMISTA

Sexo: MUJER

¿Qué relación tiene o tuvo con esta persona? Fue mi pareja

¿Cuánto duró/dura la relación? 5 años

¿Cómo la conoció? A través de Internet

¿Qué le atrajo/ atrae de esta persona?: Me atrajeron su ternura, comprensión, amabilidad, simpatía. Su permanente preocupación por mi bienestar y el de mis hijas.

 

Desea agregar algo más?

Anexo un documento en el que relato mi historia con él. Supongo que a través de esas páginas podrá hacerse una mejor idea del tipo de persona que es.

También pienso que yo he sido una complementaria estupenda para él. Solo he sido capaz de ver más allá de mis narices poniendo cierta distancia. A pesar de que llevo mes y medio sin hablar con él todavía no he llegado al CONTACTO CERO. Pienso demasiado en él y en los porqués de su actitud.

Me siento estafada emocionalmente.

 

Marta del Celeste:

He leído tu relato.

El tema es que esta mujer que se hace llamar Dante es, desde el vamos, una atípica. Alguien que no acepta su esencia biológica.

Partiendo de esa base, su psiquis no puede ser la de un "normal".

Y esto va más allá de cualquier valoración de tipo "moralista", ética o cultural.

He tenido oportunidad de ser consultado por transexuales y ninguno ha conseguido esa tranquilidad interior que caracteriza al "normal".

Así que la tipificación de psicópata o no, no tiene mucha importancia: esto va más allá.

Por la importancia del tema, subiré tu escrito a la página, ya que, seguramente, ayudará a muchos saber de tu experiencia.

 

Cordiales saludos,

 

Dr. Hugo Marietan

 

Estimado Dr. Marietan:

 

Muchísimas gracias por su amabilidad al contestar mis dudas y por la rapidez.

Entiendo perfectamente una parte de lo que me dice. Dante jamás ha aceptado su esencia biológica. Le he visto pasar muy malos momentos por el rechazo de la gente. En muchísimas ocasiones decía: yo no elegí ser así, yo no elegí esta vida, etc… Y lloraba, y se desesperaba y yo… siempre intentaba hacerle sentir bien.

Además de su propio rechazo a sí mismo. En las días en las que tenía la menstruación (ya que debido a una diabetes no era aconsejable la hormonación) su comportamiento era de asco hacia si mismo y casi hacia el resto del mundo.

No se si en el escrito le comenté que en la actualidad Dante tiene el reconocimiento legal de su transexualidad. Desde hace unos meses en su partida de nacimiento y en su carnet de identidad, su género es varón y su nombre pasó de ser Carmela a ser Dante.

Cuando dice que esto va más allá de la tipificación de psicópata, qué es lo que quiere decir exactamente?

He de entender que cualquier transexual tendría con su pareja un comportamiento similar? O esta situación de anormalidad se manifiesta de distinto modo según cada persona?

Porque si esto es así para todos, hoy por hoy, lo único que podría aconsejar a cualquier “normal” sería alejarse y salir corriendo si tienen la más mínima posibilidad de engancharse en una relación tan desigual.

Si mi experiencia puede ser útil a cualquier persona que pase por una situación similar, y cree que puedo facilitarle algún dato más de esta relación que pueda ser relevante, por favor, no dude en pedírmelo. El escrito que le envié es un resumen de 5 años de relación, por lo que hay infinidad de detalles no descritos.

Un afectuoso saludo,

 

Marta del Celeste

 

Y sí, lo sano sería, para un normal, mantenerse alejado de esa mujer llamada Dante.

Dr. Marietan

 

 

ANEXO

Verano 2001- verano 2002

 

Mi matrimonio viene haciendo aguas desde hace tiempo, aunque este último año va de mal en peor.

 

En agosto de 2002 me dedico a chatear en el Chat de Lycos y voy conociendo gente. Es entretenido.

 

A principios de septiembre de 2002, en este mismo Chat conozco a Dante.  Estaba en un privado hablando con una amiga que tenía en Galicia: la del pelo azul. No recuerdo bien, pero creo que su marido la maltrataba y se iba a separar. Trabajaba en Imague, o al menos eso me dijo Dante.  Por entonces Dante vivía con Marta, una chica de Barcelona a la que también había conocido a través de otra chica, también de Barcelona, con la que tenía o tuvo un lío. Marta había dejado todo para irse con el. Al parecer tras una ruptura con su novio de toda la vida (sería antes o después de conocer a Dante?) había tenido algún problema de drogas. Cuando yo conocí a Dante también había otra chica con la que tenía otro lío y que vivía en Navalcarnero… Es decir, que en ese momento había cuatro mujeres presentes en su vida y una quinta que hacía aparición: Yo 

 

Me cuenta que es abogado, andaluz y de apellido conocido: Marconardi, ni más ni menos.

 

Nos vamos conociendo poco a poco y al cabo de un par de semanas me dice que es transexual.

A estas alturas yo ya estoy enganchada a la relación. Está siendo tan atento, tan simpático y tan cariñoso conmigo durante este tiempo, que no me importa su identidad sexual. Tengo ganas de conocerle.

Además de abogado me dice que es perito agrícola, y que sabe francés, inglés e italiano y ha hecho algo de protocolo. Su tío trabaja en una Diputación y le ha acompañado en muchas ocasiones. También llevó la última campaña electoral del PP.

 

Su familia tiene fincas en Huelva, en el pueblo del   ROCÍO   y caballos… por eso el sabe italiano, porque de vez en cuando tiene que ir por Italia a hacer algún negocio relacionado con los caballos de la familia.

 

(Con el tiempo todas estas historias se van diluyendo… hasta desaparecer. Nada de esto es verdad, nada. Pero cuando me doy cuenta ya es demasiado tarde. Ahora no solo estoy más enganchada que antes sino que además le quiero).

 

Un día le pregunté por qué mintió: Me dijo que dada mi posición yo le parecía inasequible y que mintió porque pensó que si decía la verdad nunca me habría interesado por él. Me dijo que se lo contó a su madre y que ella le dijo que había metido la pata y que tendría que sacarla de algún modo… Siguiendo su tónica habitual, dejó que las cosas fueran poniéndose en su sitio por si solas, sin intervenir, sin tomar la responsabilidad de acabar el mismo con sus mentiras. Únicamente, un día habló con las niñas, después de tres años, para decirles que no era abogado. Lorna  estaba haciendo derecho e inevitablemente surgían algunas preguntas… Su discurso, pareciendo avergonzado, fue que le perdonasen la mentira… que se sentía fatal…

 

Su vida real o al menos lo que yo he podido medio saber, se resumía en lo siguiente: cuando acabó el colegio, no quiso seguir estudiando. Su madre trató de que hiciese algo productivo y me contó que a eso de los 16-17 años se va a Salamanca. Aquello no funcionó y después vino a un colegio a Madrid a hacer no sé qué. En lugar de hacer no sé qué, me dijo que había estado conviviendo con una señora mayor, con mucho dinero que le daba todos los caprichos que quería a cambio de compañía y sexo?… Viajes, ropa carísima… Eso es lo que me dijo, pero tampoco se si es verdad.

 

Cuando se cansó de esta relación, de la que decía no quería hablar conmigo porque le parecía repugnante y no quería recordarlo, debió de volver a Almacía.

 

Su madre ya estaba enferma y se dedicaba a cuidarla y a satisfacer sus necesidades de compañía, de manipulación y demás… Parecía un pelele en sus manos. A estas alturas, yo creo que en su familia todos son manipuladores y sumamente egoístas.

 

A cambio Dante tenía lo que quería. Su familia, de buena posición venida a menos, básicamente debido a los desmanes de su abuelo paterno, le daba la seguridad de un apellido, le vestía bien, se le perdonaba su condición sexual, por ser hijo de quien era,  siempre muy discretamente…

 

Durante muchos años de su adolescencia mantuvo una relación sentimental con una chica de Almacía. No recuerdo el nombre pero la he llegado a ver en varias ocasiones, entre otras en el funeral de su madre. Aparentemente esta relación hacía aguas y ambos se ponían mutuamente los cuernos. Parece que un día Dante lo descubrió y a partir de ahí según me ha contado Dante, ella empezó a hacerle la vida imposible porque no quería reconocer que había mantenido relaciones sexuales con él. No quería que la viesen como una lesbiana y empezó un proceso de acoso y derribo hacia el. Le insultaba, le rompía el coche, llenaba Almacía de panfletos llamándole lesbiana… En fin, según contaba un calvario que acabó poco más o menos con una orden de alejamiento y el con una depresión profunda que le impedía incluso salir a la calle.

Ahora no se qué pensar de todo esto: si la manipuló, la engañó  y se aprovechó de ella, a lo mejor ella, si no estaba muy equilibrada, decidió vengarse a su modo… 

Ahí conoció a su mejor consejera: Prado,  con quién volvería a encontrarse al cabo de los años. En julio de 2007, diez, quince, veinte años después tal vez…? )

 

Aparte de desfiles de moda, de peluquería, de musicales de teatro, de colaboraciones en la radio y de organizar las cabalgatas de reyes para el ayuntamiento, sacó, mejor dicho le sacaron, porque le cambiaron el examen de mecanografía, una plaza de auxiliar administrativo  para la Agencia del Tabaco, después reconvertida en la Agencia para el Aceite de Oliva. Esto es verdad porque he estado en su lugar de trabajo.

 

De su etapa de la radio queda su relación con Carmela. Una buena chica que pasó una mala racha personal. Creo que intentó suicidarse o algo parecido. Y llegó Dante para salvarla… Cuando se cansó de ella (a pesar de que a mi, al principio de conocerle, me había hablado de ella como el gran amor de su vida) empezó a desparramarse por Internet y de ahí conoció a la de Barcelona, a la del pelo azul, a la de Navalcarnero, a Marta, y a mí.

 

Viniendo de un viaje a París, como por el 21 de septiembre y aprovechando que Dante está en Madrid viendo a la del pelo azul, y para recoger a Marta que viene de Barcelona, nos conocemos.

 

Vamos a tomar una manzanilla al Café de Oriente. Yo he venido del viaje como unos zorros, vomitando y con diarrea… Me reconforta verle. Después de charlar un rato, me voy para casa.

Quiero volver a verle.

 

El va a estar en Madrid todo lo que queda de semana. Se traslada a casa de su amiga de Navalcarnero, una chica obesa, separada y con un niño. Me dice que el sábado podemos vernos y no lo dudo ni un instante. Pasamos el día en IKEA y después nos fuimos a comer a un pueblo de Toledo. Al despedirnos sentí una pena enorme. Por primera vez después de muchos años, alguien sentía algo distinto por mí. Le dije que si quedábamos el domingo antes de que fuera a recoger a su chica, pero me dice que no, que mi marido… En fin, otra vez será.

 

Pasan las semanas y mi situación matrimonial se hace insostenible. Dante me acompaña en estos momentos. Hablamos siempre que podemos y las facturas de teléfono suben y suben… Me infunde seguridad en mí misma, me halaga permanentemente y me acompaña en momentos muy duros. Supongo que todo esto formaba parte de su plan. Estar ahí, ocupando un sitio privilegiado, para que en el momento en que mi matrimonio se terminase, corriera a refugiarme en el.

 

El 4 de noviembre de 2002, mi entonces marido me dice que tenemos que hablar! Después de un año de conversaciones infructuosas por fin tiene algo que decirme… Está con otra.

 

Nos separamos. Desde ese momento Dante empieza a dirigir mis pasos… no hagas esto, haz lo otro, me aconseja, me apoya…

 

Ya tenía el terreno despejado. Ahora creo que las cosas salieron así porque mi ex cometió una estupidez, pero si mi ex no hubiera dicho nada, seguro que la que había puesto fin a la relación habría sido yo: para eso estaba Dante allí.

 

Una semana después viene a Madrid, otra vez a ver a la del pelo azul. Estamos a mediados de noviembre y nos vemos en el hotel Florida. No recuerdo muy bien qué pasó ese día, pero si recuerdo que al final de la tarde le dije que yo no quería seguir viéndole porque el tenía otra relación, Marta, y que aunque me partía el alma, yo no quería compartir ni espacios ni sentimientos… Nos despedimos en un mar de lágrimas y volví a casa.

 

Al llegar a casa, lloré desconsoladamente. Una hora después me puso un sms diciéndome que se había quedado fatal y que no podía soportar la idea de no volver a saber nada de mí.  Aquello fue determinante y desde entonces no volvimos a separarnos.

 

Poco a poco voy sabiendo cosas de su vida… un día me dice que vive en Almacía. Que sus padres que tienen negocios están buscando casa allí. Pero la verdad es que sus padres siempre habían vivido en Almacía y el también. A mi me dice que trabaja allí en la agencia para el aceite de oliva… … y  baja a Huelva de vez en cuando porque colabora con un despacho de abogados.  Esto es contradictorio, pero no recuerdo cómo lo dejo pasar por alto. No quise ver esta mentira, como no quise ver tantas otras…

 

Después supe que cuando Marta se fue a vivir con el, pusieron una tienda de móviles que llevaba Marta. Aquello no debió de funcionar y Marta se puso a trabajar en las oficinas de unos viveros cerca de allí.

 

En enero de 2003 me dedica la cabalgata de reyes.

 

A finales de enero fui por primera vez a Almacía con las niñas. Pasamos la primera noche en el hotel Alfonso VIII y después nos fuimos a Hervás a una casa rural, ellos, nosotros y  Eva y Segundo con su hija.

 

Marta  se encarga de decirme que a Dante allí no le llaman así. De hecho, Marta le llama Rober. Allí le llaman Chuma. La  de Navalcarnero le llamaba Carlos… Yo en este momento no se cual es su nombre de pila.

 

En alguna ocasión le he pedido que me enseñe su carnet de identidad, pero me dice que no puede. También me cuenta unas historias muy extrañas sobre lo importantes que son sus padres, tanto que tienen “guardaespaldas” y el tiene que tener también muchas precauciones. Incluso me insinúa que no le extrañaría nada que el también esté vigilado… A que parece una película?

 

Marta me parece buena chica y Dante, para no hacerla daño, le dijo que nos conocimos en el Corte Inglés. Que se mareó por la diabetes, que por entonces estaba muy descontrolada, y que nosotras le echamos una mano. Yo acepté aquella mentira aunque desde entonces le insistí en que tenía que dejar las cosas claras con Marta. Yo empiezo a tener sentimientos de culpa.

 

En marzo, a su madre le dio una especie de trombosis cerebral. Su madre tenía problemas de riñón y estaba en diálisis desde hacía años. Su médico estaba en el Hospital Clínico de Madrid y Dante y Marta se instalan en casa por unos días.

 

En Semana Santa nos fuimos para allí. No recuerdo si Marta estaba o no… Si estaba la madre de Dante que se había recuperado de esa trombosis.

 

La madre de Dante ocupa un lugar primordial en su vida. La adora. Siente auténtica devoción por ella y empiezo a ver claro que mientras ella esté y Dante sienta lo que siente por ella, cualquier relación que el pueda tener, tarde o temprano será un fracaso. A veces discutimos porque Dante la llama tres, cuatro, cinco veces al día. Y si no llama él lo hace ella. Dante siempre justifica este exceso de llamadas por la enfermedad de su madre, pero para mi, esta es una  relación enfermiza.

 

Poco a poco la relación entre nosotros es más intensa. Yo sigo insistiéndole en que hable con Marta y cada vez discutimos más por este asunto.

Nos vemos a solas de vez en cuando en algún hotel de Madrid y nosotras vamos a Almacía cada vez con más frecuencia.

Vamos al campo, a casa de Eva y Segundo, donde lo pasamos francamente bien.

 

En verano de 2003, después de pasar unos días espantosos en Guardamar nos vamos a Almacía a pasar allí el resto de vacaciones. En agosto es el martes mayor. Dante organiza la fiesta medieval y todos le ayudamos.

 

Con mis padres la situación está cada vez peor y a la vuelta de vacaciones, en septiembre,

se desencadena la gran bronca con ellos.

 

Después de año nuevo, nos vamos a Almacía a pasar el día de Reyes. Es enero de 2004. Marta está allí y nosotras nos vamos a un hotel. Es la cabalgata de Piratas del Caribe.

Dante sigue sin hablar con ella, yo cada vez estoy más tensa y las broncas también son mas frecuentes.

 

Al poco tiempo, un tío de Marta la ofrece un trabajo estupendo en Barcelona que ella no puede rechazar y se va después de Semana Santa con la convicción de  que Dante se irá allí con ella. Incluso en un mail que Marta me pone a mí, me dice que  Dante va a tener que aprender catalán. Dante ha tenido un golpe de suerte. Ya no tiene que contarle nada. A partir de ahí lo único que hace, ante mi estupor y mis continuos reproches por esta actitud, es dejar que la relación se muera por inanición.

 

Dante vuelve a vivir a casa de sus padres.

 

En primavera de este año a la madre de Dante le vuelve a dar una trombosis cerebral. Esta vez está más tiempo ingresada en Madrid. Yo le acompaño siempre que puedo y mi casa se convierte en el centro de operaciones.

 

En Semana Santa vamos a Almacía. La madre de Dante se está muriendo.

Las broncas con su hermana y su padre son cada vez peores.

 

Nada más volver de Almacía la madre muere. Dante, que siempre ha adorado a su madre, lo está pasando realmente mal.

 

Entretanto, su padre a menos de un mes de fallecer su madre, ya está con otra mujer. Dante está enloquecido. Cada vez hay más y más broncas. Dante está fatal y se viene a Madrid con nosotras. Va y viene con bajas por enfermedad.

 

Verano de 2004

Vacaciones en Marbella. Yo dejo el … para ir a otro trabajo.

Aquí en… y durante dos años hay otra historia difícil que hace que entre unas cosas y otras, en junio de 2005 yo coja una baja por enfermedad.

 

 

Navidades 2004

La casa de la familia está desmantelada. Pasamos allí gran parte de las Navidades. Es la fiesta de reyes del Último Samurai. Tengo que dejarle dinero para la cabalgata. Marta ya no está.

 

Dante se va a vivir al apartamento de San Esteban. Al principio sin nada. Poco a poco se hace la reforma y se instala allí definitivamente.

 

Mayo 2005 

Dante se opera el pecho. Si no se hubiera muerto su madre no lo hubiera hecho nunca.

Su hermana está embarazada y me piden que ejerza el papel de madre.

Desde mayo, después de la operación de Dante, yo empiezo a encontrarme bastante mal. Tengo otra vez muchísima ansiedad y después de pasar por las manos de los López Ibor conozco a Marta. Después de la primera sesión tengo la impresión de que por fin encontré lo que necesitaba. Creo que me voy entendiendo bien con ella y ahora creo que si no fuera por ella y sus consejos, ahora yo estaría loca, desquiciada o totalmente infeliz.

 

En julio 05 nace Marta, la sobrina de Dante. Nos trasladamos a Almacía porque la situación se ha complicado hasta tal punto que su hermana está a punto de morir en el parto.

Esta situación genera una gran tensión y ahí estoy yo, con mi depresión a cuestas y tratando de consolar y ser fuerte con Dante y su familia.

Este verano Dante está muy cercano a   ROCÍO   y su hermano Jorge. Tienen una pequeña tienda que funciona a las mil maravillas pero sin control. En la tienda hay muchas cosas que hacer y Dante, que sigue de baja, se va ganando algo de dinerillo. 

 

Pasa el verano y Dante sigue metido a tope con la tienda. Yo no estoy bien, pero Dante no se viene a Madrid. Hablo con el para decirle que le necesito aquí, pero eso no entra en sus planes. A pesar de que este no es su trabajo (sigue de baja) me dice que para el si lo es y que si me creo que el único trabajo importante es el mío. Estoy decepcionada y desencantada porque empiezo a comprender que Dante nunca dejará su vida de siempre.

 

El día de Nochevieja se organiza una bronca monumental provocada por los celos que siente hacia Jose. El quiere que yo hable con Jose porque dice que a mi me respeta, pero cada vez que Jose es amable conmigo se enfada.

 

Se organiza tal follón que llamamos a su hermana. Este día me llevo otra gran desilusión. La hermana de Dante me dice que ella ha puesto barreras conmigo porque sabía que Dante nunca se iba a comprometer con nadie. No doy crédito a lo que estoy oyendo! Después de haber estado todo el verano allí, en el parto, cuidando del bebé y dejando a un lado mis necesidades para ocuparme de las suyas, no puedo entender como alguien puede ser tan frío.

A partir de ahí ya nada volverá a ser igual entre nosotras.

Ella invade permanentemente el espacio entre Dante y yo. Deja cosas personales en casa de Dante, le llama continuamente cuando estamos juntos… Yo trato de decirle a Dante que cada una ha de tener su espacio, pero Dante no lo entiende. No pone límites. Y no solo no pone límites sino que me acusa de querer separarle de su hermana. Por este motivo, recurrente, discutimos frecuentemente. Las discusiones con Dante son complicadas…

Con el paso del tiempo, parece que Dante pone algún límite a su hermana… Solo lo parece. Lo que ocurre realmente es que me miente en cosas tontas de las que normalmente acabo por enterarme y eso genera más discusiones.

 

 

Ya estamos en 2006. Intentamos acercarnos más y ver si todo puede funcionar: Nos vamos a pasar un par de fines de semana solos a Toledo y El Escorial. El de Toledo empezó fatal por culpa de su hermana. En el del Escorial estuvimos mejor.

 

En Semana Santa salimos a Guardamar, pero el coche se estropea y finalmente nos quedamos en Madrid.

 

Llega el verano. Vamos a Guardamar, pero yo ya no estoy bien con Dante. Marta me dice que estoy anticipando la ruptura. Vienen los problemas con Mª Luz y Rafa. También está mi tía. Me fastidia todo esto, porque ahora que yo no estoy bien y ya no veo futuro a la relación, tengo que hacer de tripas corazón y no me apetecía que mi familia supiese nada de esto.

 

Durante el último año he insistido a Dante para que busque trabajo en Madrid y se venga con nosotras. Su respuesta siempre es la misma. Que el no se va a venir a Madrid de cajero en un Mercadona o al Burguer King. Que la Agencia la van a cerrar y que tan pronto como la cierren el se viene a trabajar a la Agencia en Madrid. Yo se que encontrar trabajo no es fácil, pero me desilusiona enormemente que ni siquiera haga un pequeño intento. Si sale bien, bien, si no esperaremos… Pero no, Dante sigue sin actuar y sigue esperando que la vida le resuelva sus problemas sin tener que mover un dedo.

 

La desilusión crece y crece y yo ya no veo ningún futuro a esta relación.

 

Pero no sé qué hacer. Veo a Dante tan centrado en nosotras, en mí, que pienso que si lo dejamos va a hacer una locura. Centrado en complacerme en cosas que me hacen la vida más cómoda, pero que no son ni con mucho lo que yo necesito.

 

Dante odia a Marta, mi psicóloga,  porque dice que es la culpable de nuestro distanciamiento y de que yo ya no sea la misma persona. Dice que no me reconoce. Les transmite a las niñas esta idea.

 

 

En octubre 2006 voy a Almacía sola a pasar cuatro días con Dante. Su hermana se llevó de casa un neceser que yo tenía allí con mis pinturas.

Descubro que su hermana pasa con frecuencia algunos días en casa de Dante, pero el no me lo cuenta.

Tantos chanchullos  y los malos rollos han hecho que no aguante más. Me vuelvo al segundo día.

 

 

Navidades de 2006

Otra vez estamos en Almacía. Esta vez, con la buena voluntad de todos, sobre todo la mía, no ha habido problemas.

 

 

2007

El año empieza sin grandes alborotos, excepto por los celos de Dante hacia mi nuevo jefe y mi trabajo.

A finales de enero Miguel Ángel hace aparición en mi vida. Solo es mi jefe, pero Dante no lo soporta.

 

Viajo a Londres en marzo y también en abril coincidiendo con la muerte de su madre. No soporta que yo no pase ese día con el y antes de que yo llegue a Madrid se va a Almacía.

 

Al día siguiente me envía este e-mail:

 

Hoy es Lunes, 16 de Abril de 2007, son las 09:55 h. de un día de resaca emocional, extraño,  pero limpio de sensaciones oscuras. PC acaba de salir para pasarle la ITV a un coche oficial y aunque tengo trabajo, prefiero sentarme frente a esta pantalla para vaciar un poco mi alma.

 

Lejos de pretender victimizar o de hacer la tarjeta de presentación de mi ánimo de hoy, diré que no es uno de mis mejores días, he amanecido medio "borracho", sin saber muy bien donde estaba, que hora era o que tenía que hacer hoy, si trabajar o no.

 

Ayer, después de un montón de horas de tensión, de tristeza y de estupidez, recurrí a una de esas pastillitas que tomas cuando lo que más deseas es dormir y olvidarte de ti mismo, de tu tensión, de tu tristeza y de tu estupidez. Seguramente si la tomase a diario, no haría el efecto que hizo pero como no es así, logré mis objetivos con creces. Ni una pesadilla, ni un mal ruido, nada me ha despertado de ese estado de "no estar" que tanto deseaba ayer.

 

Ayer, 15 de Abril de 2007 fue un día como otros tantos, podría haber celebrado que una de las personas a las que más he querido dejó por fin de sufrir, de dejarse llevar de su brazo pq ya no podía andar sola, o dejó de recibir pinchazos día si y día no en un brazo destrozado por su destino pero... pq el sentimiento se antepone a la razón, lejos de celebrar, me pegué un bañito de añoranza y buceé por los fondos de recuerdos a los que tras tres años no se recurrir pq aun me duelen.

 

Han pasado tres años y jamás pensé que este ultimo sería el peor y es que bien pensado ha sido igual, lo único que ha cambiado ha sido mi forma de sentirlo y mi estúpida manía de hacerme un "guión" de lo que pasaría, guión que evidentemente solo estaba en mi deseo y en mi cabeza, lo demás ya vino todo rodado.

 

Sabia perfectamente cuales eran los planes, fue decisión mía y solo mía ir a Madrid y estar con las Niñas para esperarte el Domingo, sabía que solo nos veríamos unas horas y te juro por la memoria de la Madre que todo lo hice con la ilusión de siempre.

 

Después de pasar un ratito a solas con Dios, cogí el coche cargado de ganas y contento como siempre, llegue a Madrid, fui a IKEA a nada y me metí en la Pastelería para hacer tiempo pensando que las Niñas aun dormirían. La sorpresa llego con un "y tu que??"  en forma de musiquita que escuche a mi espalda y que mi hizo girar para ver unos ojos verdes y una sonrisa de ratón que el mejor de los fotógrafos inmortalizaría para siempre, era Alba. Llevaban tiempo levantadas y habían visto el coche aparcado, bajaba a Plata y de paso nos subía a los tres.

 

Ya habían desayunado, no hicimos zumo pero si charlamos, colocamos e hicimos planes para ir a hacer algo de compra. La mañana la dedicamos a ver formula 1 y a poco mas. La comida estaba hecha pq Lorna  había descongelado algo. Comimos, dormimos y nos echamos unas siestecitas (Amelia y yo pq Lorna  se quedo estudiando).

 

Durante este tiempo charle contigo en varias ocasiones y todo en mi cabeza estaba bien, tranquilo y maduro.

 

Sobre las seis, Amelia  seguía durmiendo y Lorna  y yo decidimos irnos a la compra. Despertamos a la chica para que hiciese tarea mientras estábamos fuera. Fuimos a Eroski y compramos cuatro cosillas que hacían falta (no se hizo una compra grande pq no llevamos dinero suficiente y pq teníamos cosas que descongelar).

 

Fuimos y vinimos en el coche de Lorna  (me gusta que sienta que voy seguro cuando conduce y que lo hace muy bien), descargamos y colocamos la compra y "democráticamente" decidieron que no habría programación de Tele 5 ni similares y "democráticamente" también, Amelia decidió que peli íbamos a ver ¿adivinas?... de miedo, por supuesto. Ah!! olvidé decirte que DEMOCRATICAMENTE decidimos que cenaríamos en el salón!!!. Teníamos pollo para plancha pero... había que hacerlo y cada uno de los tres esperaba a que el otro se levantase... Al final ¿para que ensuciar la cocina? ¿Para que llenarlo todo de humo y olor a frito? ¿y si nos comemos unos sandwiches? Manos a la obra, cenamos en plan americanos mientras veíamos una peli que parecía un coñazo pero que nos pego unos sustos muy muy divertidos.

 

Creo que fue ahí donde mi cabeza decidió pegarse un paseo por el camino del "y si.." y lo estropee todo (dentro de mi y de ti, las niñas no notaron nada, te lo aseguro). No se si fueron demasiadas horas echándote de menos en una casa que no logré disfrutar al 100% sin ti, no se si la noche comenzó a hacer mella en mi alma o si el sueño de que en cualquier momento aparecerías por la puerta iba tomando colores reales… no lo se  pero lo demás vino rodado, una llamada en la que torpemente te pedí que volvieras a llamarme desde el Hotel, un "a ti que te importa??", un "joder, ya termino su trabajo ¿que hace allí?", un "dime que me quieras , por favor" que no llegó nunca... no lo se todo un poco, no lo se.

 

Llamaste pero no me hizo sentir bien esa llamada pq me pareció obligada y en ella tampoco hubo una palabra de aliento, de tranquilidad o de cariño. Nada de lo que escuche me hizo pensar que aunque estabas a muchos kilómetros de distancia, me echabas de menos, te hubiese gustado que yo estuviese allí o sencillamente que me querías. Y si, estaba rayado, absolutamente rayado, loco de celos que yo mismo estaba fabricándome pero no podía evitarlo. La Mujer a la que amo hasta las ultimas consecuencias no estaba a mi lado, "prefería" visitar Londres al lado de un extraño del que no se había separado los últimos dos días... ¿y yo? ¿Donde quedaba yo?... Así me dormí, agarrado a tu almohada, en tu cama pero sin ti...

 

Supongo que el quedarte dormido así, hace que despiertes poco mas o menos, desde luego en ninguno de los casos bien del todo. Abrí un ojo muy temprano pero volví a dormir, imagine que el día seria pesado hasta que llegases y no me apetecía inaugurarlo pronto aunque... ¿y si venias antes para darnos una sorpresa?...

 

Me despertó un estornudo de Amelia que ya estaba despierta y justo ahí, llamaste... No hubo tampoco nada cariñoso, solo un "hemos quedado en llamarnos para pasear, ver una misa en no se donde y tal y tal..." luego vuelvo a llamar...

 

Me levante, hice los zumos, me metí en la cocina a hacer unas cosillas, pusimos una lavadora y quitamos otra, colocamos un poco y paso el tiempo. En ese rato me vine abajo, de repente pensé "han pasado tres años y a esta misma hora aquel día, estaba en el mismo sitio (la cocina), cocinando algo sin sal, sin grasa y sin vida. Hoy lo hago para mi familia, con sal, con ilusión, con esperanza, y con todo el amor que la despensa de mi alma tiene" y sonreí con lagrimas en los ojos, pero sonreí y necesite en ese instante tu voz y llamé pero el móvil estaba apagado "llamara en seguida, estará visitando algo donde no se permiten los móviles", paso el rato, quizá minutos que para mi resultaban horas, y pasaron horas que para mi resultaron días, volví a intentarlo, cuatro veces mas... ya no solo triste, también rayado, celoso, y con la pataleta formada en mi cabeza... De repente conté diez y pensé "seré imbécil!!!, el móvil esta apagado tanto tiempo pq esta montada en avión de camino a casa!!!"... y me senté a esperar que Plata mirase a la puerta...

 

Nadie noto nada , Amelia se marchó ilusionada con un "hasta luego" y un beso y Lorna  sabia que era un día durillo para mi a lo que sumé un dolor de cabeza considerable. Si es cierto que en algún momento deje algo como "me gustaría que tu Madre estuviese hoy aquí", pero nada más. Por primera vez no hubo "numerito" ni enfado. Controlé la situación y pensé, pude pensar por dentro solo para mi y por fuera para Lorna , de forma que disfrazara todo lo que sentia dentro de mi.

 

Terminé la cocina y decidí poner tierra de por medio y venirme, sabia que si vomitaba cuando llegases todo esto, no conseguiría mas que una bronca innecesaria con mis comentarios agrios y mis preguntas en busca de algún detalle que me descuadrase, fue lo mejor créeme. Y aun así una vez mas la lié por teléfono, lo tuve apagado mas de hora y media mientras conducía pero pudo mas la necesidad de escucharte, aun enfadada, pudo más el sentir que podía importarte como me sentía.

 

Lo demás ya lo conoces, llegué pase por casa a dejar a Pepa y coger las llaves de la capilla y allí me metí mas de una hora, sentado en el suelo, roto de dolor por la ausencia, la tuya y la suya, por la soledad, por mi suerte y la tuya, por todo.

 

Y le pedí ayuda, como cada día pero ayer quizá mas desesperado, le pedí que me ayudase a quererte menos, o a quererte como te quiero pero sin que nos duela. Antes de marcharte me quite mi alianza y la deje allí pq dejé en sus manos mi futuro (por si tuvieses que recuperarla, en el altar hay cuatro velas blancas, según entras, esta metida en el soporte de vela de la primera por tu izquierda). Cerré y me fui a casa.

 

Espere a que llamases para saber que estabas en tierra y bien, como tardaba la llamada me adelante y al momento me la devolviste, una vez que supe que estabas en Madrid fui al baño y cogí una pastilla (no se si era Orfidal o Lexatin) pero me la tome (esta vez entera) para dormir y lo hice. No es que no me importase mi azúcar o mi insulina, es solo que me venció el sueño y olvide todo. No comí (me tome un zumo en el coche) no cene, no me pinché, pero descanse mi alma que era lo que mas necesitaba de todo.

 

Esta mañana estaba vivo, no es tan grave la diabetes como yo pensaba. He visto que anoche llamaste pero ni lo oí. Como iría mi cuerpo que hasta esta mañana no me he dado cuenta de que en el bolsillo de mi pantalón, estaba el mando verde de la televisión de la cocina de Madrid.

 

A veces pienso  que en días como el de ayer, debería estar metido en algún Centro que me ayudase a no sufrir gratuitamente, creo sinceramente que algo en mi cabeza funciona mal y cada vez lo hace peor. El problema es arrastrar a la gente que más quieres a tu infierno, en lugar de ir tu solo. Puedo estar loco si, y lo creo firmemente, pueden ser crisis de algo que no se controlar y me asusta pq me hacen encerrarme en mi caparazón y sentarme en un rincón de mi vida donde nadie me vea y donde no vea a nadie. Y me asusta.

 

Puedo huir de muchas cosas pero soy incapaz de huir de tu cariño, de tus manos, de tu olor y de tu sonrisa, te quiero demasiado y te agobie o no, no voy a engañarte pq es mi corazón quien escribe esto.

 

No voy a pedir disculpas una vez mas pq el camino se hace andando y esto es otro parón  más del que si puedo decirte que no me siento en absoluto orgulloso.

 

Voy a ir terminando pq PC hace un rato que llego pero quisiera pedirte antes un favor que quiero que me hagas, y es que en ningún caso te sientas mal por todo esto, nada de sentimientos de nada , la culpa de todo es mía y la responsabilidad la asumo entera, ese es el motivo de escribirte todo esto, comprender yo mismo lo que ha pasado y aclararte que todo esta en mi cabeza enferma, nada mas. Se que estabas trabajando, que no hay nada malo en que tengas tus horas de distracción y ocio, lo se. Se que no tiene pq pasar nada malo pero puede mas mi necedad que mi razón.

 

Hoy es Lunes, 16 de Abril de 2007, son las 11:22, es un día de reseca emocional, estoy muy muy cansado, mi cabeza está confusa pero mi corazón lleno de amor por ti, algo que aun no se ni puedo evitar.

 

Un beso Casillitas, un beso lleno de cariño. Dante.

 

PD. Acabo de encargar a Tomas aceite en lata (te lo digo para que no compres.

Yo contesto:

 

Hola Dante:

Estoy en el despacho con tres personas más y con unos cuantos correos que contestar… Con todas mis cosas en cajas y perdida entre unas cosas y otras.

Siento muchísimo lo que pasó ayer, y me entristece enormemente no haber sabido o intuido lo que esperabas de mí en esos momentos y sobre todo no haber estado para dártelo

Yo ayer también pasé mucho tiempo sola… Estaba absolutamente perdida y lejos y tuve mucho tiempo para pensar…sobre todo en nosotros dos, en todas las acusaciones que hiciste y en la impotencia de sentir en la distancia desprecio y dolor.

Se que esto es muy jodido, pero creo que ninguno de los dos está recibiendo del otro lo que necesita y eso no puede seguir así por más tiempo, porque así lo único que vamos a conseguir es hacernos cada vez más daño.

Tendremos que hablar Dante, con calma y serenidad, pero tendremos que hablar.

Un beso,

 

Dante dice:

No se si no he sabido explicarme o si no has sabido entender el correo, quizá no es el mejor día para andar dando el coñazo. Si sentiste desprecio no fue intencionado, yo también lo sentí. Si hice acusaciones, yo también las escuche y eso no frena lo que siento. He pretendido contarte lo que mi cabeza tenia de malo ayer, nunca justificarme y menos aun acusar a nadie de algo de lo que yo soy el único responsable.

 

Dije cosas feas, lo se y eso si lo siento aunque valga de poco, pude hacer daño pero estaba dolido y confundido, eso también lo siento.

 

Nada vale de nada . Es sencillo teclear un te quiero cuando se siente, pero cuando no sale del alma es absurdo ni siquiera intentarlo y tampoco en tu respuesta está.

 

Tengo frío y miedo, una apatía por la vida nueva en mi. No me siento bien y no quiero que nadie aguante esto. Es mi problema y mi culpa.

 

Ya hablaremos si, y en lo que a mi respecta, tratare de no hacerte mas daño.

 

No me gustaría que te sintieses obligada a llamar para ver si estoy bien o no, ya sabes que no es mi mejor momento pero no va a arreglarlo el sentirme un peso para ti.

 

Quédate tranquila y no te preocupes por mi. Quizá ha llegado el momento de que dejes de verme de una vez por todas y vivas.

 

Cuídate.

 

--------------------

 

En mayo estoy en Kyoto. Gracias a las diferencias horarias no es un infierno, pero en general me sigue dando la lata con mi jefe.

 

En junio, voy a Sevilla. A la vuelta una nueva movida porque por teléfono oye la voz de mi jefe en el tren.  Me enfado con el y le digo que no es necesario que vaya a buscarme a la estación. Esto se está haciendo cada vez más insoportable. Ese mismo fin de semana, creo que fue el día 17 de junio al levantarme le digo que tenemos que hablar.

Dante dice que ya no aguanta más esta situación y se marcha.

 

Lo que viene desde junio de 2007 a febrero de 2008 es otra historia.

 

Durante el tiempo que he estado con Dante ha habido de todo.

 

Cuando le conocí y debido a su transexualidad, Dante lo pasaba francamente mal. Era muy frecuente que empezase a llorar como un niño, diciendo que el no había elegido ser así, que le habían machacado la vida desde pequeño, que no soportaba que nosotras pasásemos malos tragos por su culpa… Estas situaciones a mi me generaban mucha angustia, rabia e impotencia y siempre traté de arroparle, de darle todo el amor que pude para contrarrestar esta injusticia. Me enfrenté a todo y a todos, incluso a mis padres que nunca entendieron qué pintaba yo con un “espantajo” semejante… Dante me decía que yo tenía que mantener buenas relaciones con ellos, pero no pude. Todo me parecía tremendamente injusto. Jamás quisieron conocerle y por eso siempre pensé que no podían juzgarlo. Sobre eso, sigo  pensando lo mismo. Mi relación con mis padres no volverá a ser la misma de antes. Mejorará, seguramente porque ellos ahora están felices y contentos sabiendo que esa relación se terminó. No ha habido preguntas ni yo he dado explicaciones.

 

También ha habido muchos momentos críticos:

 

Al principio de conocernos y de conocer a las niñas, toda su obsesión era dejarlas muy claro que su padre había sido un hijo de puta. Ideó más de una estratagema parar ponerle nervioso. Le mandaba sms amenazantes desde un móvil que tenía…Quería acojonarle y para eso no dudó en utilizarnos a Lorna  y a mí. Yo además fui consentidora. Jamás debí permitírselo, pero me di cuenta tarde. Supongo que nos tenía tan ensimismadas y tan manipuladas que aún no estando de acuerdo en esos procedimientos, yo al menos no los frené en su momento.

 

Intentó ocupar el espacio del padre y yo diría que casi lo consigue. Pero no contaba con mi papel de madre. Y tampoco contaba con que su intransigencia  chocaba frontalmente conmigo.

A pesar de todo, yo continuaba siendo la principal cómplice de mis hijas y es mal asunto que tus hijas te digan que Dante no se entere de esto o de lo otro… Sabían que si hacían algo que a él no le gustaba, se ocupaba de comerme la cabeza y decirme que si yo no era firme, que si patatín, que si patatán… Puede que en algún momento haya tenido razón, pero no siempre la tuvo y ahí pudo más mi amor de madre que su seducción.

 

A veces, a ellas las seducía con juegos estúpidos que a mi me ponían de los nerviossssssss…. Joder, Dante, le decía, deja de hacer el payaso…. Pero las niñas estaban encantadas.

Yo diría que Lorna , en algún momento, sintió una fascinación malsana hacia el. Y el lo sabía. Pero también sabía que Amelia estaba fuera de juego. Por eso en algún momento decidió que ya bastaba de dar tantas atenciones a Lorna  y que había llegado el momento de pasar el testigo a Alba. He de decir que Lorna  no debió de entender nada  y  que lo pasó mal. Yo entendí lo que el quiso que entendiera en ese momento, pero me temo que el objetivo final era seducirlas a las dos.

 

Cuando Pamela  se fue a vivir con Andrés , el año antes de morir su madre, Dante parecía que era una marioneta descontrolada en manos de su madre. Qué broncas, qué alboroto, cuanto odio… Siempre intenté calmarlo, hacerle ver las cosas de otro modo, pero no siempre era posible. Durante mucho tiempo Dante culpó a su hermana de las trombosis cerebrales de su madre y de su muerte. Decía que ella se la había cargado, que no se lo perdonaría nunca….

 

La muerte de su madre: Dante la adoraba. Tanto que siempre fue su siervo más fiel. A mi esa era una relación que me daba miedo. En serio. Cuando murió, de nuevo nos tocó consolar y tirar del carro, pero al menos para mi, fue un alivio. Creo que si había alguien que podía influir sobre Dante esa era su madre. Para el no había nadie por encima de ella y de sus necesidades que el se encargaba de satisfacer. A costa de cualquier cosa… Y hasta pasado mucho tiempo, no pude decirle lo que pensaba de ello. A veces lo intenté y siempre lo mismo: un gran alboroto porque decir lo que pensaba de ella era impensable y nadie, nadie podía atreverse a decir ni mu sobre su madre. Después de mucho tiempo llegó a reconocer la influencia nefasta que había ejercido sobre su vida, pero aún así, seguía idolatrándola.

 

Después llegó lo de su padre y vuelta a empezar: Más broncas, alborotos, pérdidas de control… Siempre había que estar calmándolo, frenándolo… Meses y meses de crispación y de más odio…

 

La relación con su hermana mejoró desde que nació la niña. En muchas ocasiones yo he pensado que ella también es una persona interesada y manipuladora. Con Dante, por lo poco que supe, y conmigo por lo que sí supe. Yo solo intenté hacerle ver que, a pesar de ser su hermana y de como el decía, ser la única familia que le quedaba, ella tenía que respetar su intimidad y su espacio y si no lo hacía el tenía que hacérselo saber. Si es que quería…

 

Creo que yo era un obstáculo en la relación con su hermana. Antes pensaba que ella era la culpable. Ahora creo que lo fueron los dos. Dante, para no decirme nada sobre su hermana, ocultaba o mentía. Lo malo es que yo casi siempre y por casualidad acababa por enterarme y eso me fastidiaba. Por qué me mentía en eso?  Según el porque sabía que  yo no tragaba a su hermana y para evitar conflictos al final provocaba otros y el decía que hiciese lo que hiciese siempre metía la pata. No, solo metía la pata porque no hacía las cosas bien.

 

A pesar de todo esto había cosas de Dante que me hacían sentir bien. Siempre me trató con cariño, se preocupaba por mí, por que estuviese bien, por quitarme trabajo… Tanto que alguna vez le dije que me daba la impresión de que yo había ocupado el espacio que dejó libre su madre.

 

En el terreno sexual y a pesar de las diferencias respecto a todas mis anteriores relaciones, yo me sentía bien. Dante hacía lo posible para satisfacerme y la ausencia de pene fue sustituida por grandes dosis de ternura y de pasión. Mi sexualidad era satisfactoria, a pesar de que yo echaba de menos la penetración en el acto sexual. Pero para eso estaban mi imaginación y mis fantasías sexuales. En lo que respecta a su sexualidad, al principio Dante trató de que yo no interviniese, ni le tocase, ni nada de nada. Eso era algo inaceptable para mí y así se lo dije desde el primer día. En eso o estábamos los dos o ninguno. El también disfrutó conmigo, posiblemente mucho más que con otras mujeres, sobre todo si es cierto, como me dijo siempre, que ninguna mujer se había acercado a él de esa forma tan íntima. Marta me dijo que esto puede ser también mentira.

 

Al principio también se preocupaba mucho por mi forma de vestir. Me compraba ropa que a el le gustaba y que por entonces a mi me sentaba bien. A veces pienso que quería hacer de mí algo parecido a lo que el llamaba elegancia, que no pasaba sino por ser alguien muy parecido a su madre… siempre decía que era una mujer “tan elegantona”, a la que todo el mundo adoraba…Pero pasado poco de tiempo, empecé a no dejar que hiciese esto y volví a ser yo la que elegía. No obstante, he de reconocer que Dante tiene buen gusto y eso le facilitaba las cosas.

 

También en la casa dejó su impronta. Cambios en la decoración, pequeños detalles, cuadros, alguna alfombra… A mi me gustaba que Dante se implicase en las cosas de  casa. Mi ex marido no lo había hecho nunca y para mí era agradable sorpresa. Ahora me pregunto si todo esto no era más que una manifestación más de su afán por dominarlo todo.

 

 

Segunda historia

 

Junio 2007

 

Desde el 17 de junio de 2007 día en el que decidí que mi relación de pareja con Dante se había terminado hasta ahora, febrero de 2008, han pasado muchas cosas.

 

A la semana de dejarlo, Dante empezó a mandarme una serie de correos que copio a continuación:

 

De: Dante  [mailto:danton@guaugua.com]

Enviado el: lunes, 18 de junio de 2007 11:46

Para:  , Marta del  Celeste

Asunto:

Hola

 

Espero no molestar mucho. Llamé hace un rato a tu móvil para saber que tal estaba tu estómago pero en tres llamadas no hubo respuesta así es que llamé a Lorna  y ella me ha dicho que te has dejado el teléfono en casa.

 

También me ha dicho que esta mañana no te ha preguntado pero que estas mejor.

 

Solo era eso y decirte que me he quedado varias cosas en Madrid, en unos días si te parece, te digo lo que es y nos ponemos de acuerdo.

 

Dante.

 

From: < Celeste .@PERVINO.ES>

To: <danton@guaugua.com>

Subject: RE:

Date: Mon, 18 Jun 2007 12:55:27 +0200

Hola Dante:

Me di cuenta de que me había dejado el móvil en casa al llegar a Colón.

Qué tal estás? Has estado en el médico esta mañana?

De verdad, siento mucho que esto nos esté haciendo tanto daño. Me siento fatal, porque no quiero verte sufrir  por mi culpa, pero veo que al final lo hago de cualquier modo...

Dime lo que sea cuando quieras.

Un beso

 

 

De: Dante  [mailto:danton@guaugua.com]

Enviado el: lunes, 18 de junio de 2007 13:04

Para:  , Marta del  Celeste

Asunto: RE:

No, no he ido al médico. Yo también me siento fatal. Creo que puedo luchar contra muchas cosas pero contra el cariño me es imposible. No eres tu quien me hace daño Casillitas, quítate esa idea de la cabeza pq si algo has sabido darme precisamente tu, ha sido FELICIDAD. Decirte algo?? Lo que puedo decirte ya lo sabes y no voy a darte más la lata, tan solo me pregunto si esta decisión esta vez si que es la definitiva, si das por totalmente rota nuestra relación, eso es lo único que me gustaría saber, y que estas bien, nada mas.

Un beso.

 

From: < Celeste .@PERVINO.ES>

To: <danton@guaugua.com>

Subject: RE:

Date: Mon, 18 Jun 2007 13:13:27 +0200

Me sentiría mejor si supiera que tú no te vas a dejar caer. Tienes que ir al médico, es importante Dante, hazlo sino por ti, por mi.

Sobre si esta decisión es la definitiva, no se qué decirte. Hemos pasado tantas veces por lo mismo que no lo sé. Si se que no quiero hacerte más daño.

Aunque no hayamos hablado de eso, tus lágrimas en el Corte Inglés la semana anterior me dejaron demasiada huella como para dejar que sigas sufriendo...

No se Dante, no se...

 

Un beso

 

 

 

Sábado 23/06/2007 19:37

 

Dante dice:

"gracias" por "aclararte" tan rápido. ¿Hacerme daño? Noooooo  solo me has destrozado la vida, NADA MAS!!! Saludos Dña. "Madura" y ahora, méteme en correos NO DESEADOS, así continuas metiendo la cabeza debajo del ala y "entreteniéndote" para "no pensar", o mejor denúnciame por acoso ¿no te lo ha recomendado aun la loca de tu "psicóloga"??, pues ya caerá ya. No , no estoy loco, solo jodido. Pero tranquila, ni te enteraras, no vas a volver a verme en tu vida, puedes estar segura, muy segura.

 

 

 

Sábado 23/06/2007 19:57

Dante dice:

Terapia:

"Omisión de la respuesta"

"Ni se te ocurra llamarlo"

"Menos aun "entrar en su dolor", solo trata de chantajearte"

"Las niñas absolutamente apartadas. No le dejes que las utilice, cuanto menos contacto tenga con ellas mejor"

"Esta relación no te convino nunca y lo sabes"

"Quizá la empezaste demasiado pronto, siempre se necesita un tiempo de reflexión, y tu te dejaste agarrar por Dante demasiado pronto"

"Ahora decide venirse a vivir a Madrid?? No lo creas, y si fuese cierto, no funcionaría, recuerda siempre que lo quieres como un amigo pero NO COMO PAREJA"

"Sal  Celeste , abre tu circulo, la aburrida vida con Dante tiene que pasar a la historia y además salir te mantendrá alejada de la tentación de saber como estará"

"No es tu responsabilidad como se encuentre, aléjate de saber que no le va bien, JAMAS TE SIENTAS CULPABLE, tu eres divina y hacer las cosas como te digo te hará sentir así"

“has pasado tu vida pendiente de los demás. Basta!!! Que este pringao lo pague.

"Yo soy tu Psicólogo y quien me importa eres TU"

 

Podría seguir hasta mañana pero me aburre esto

 

A tu MANITA DERECHA, se olvidó se recordarte que A LA GENTE NO SE LA DEBE TRATAR COMO A UN PERO, NO SE LA DEBE ABANDONAR EN LA ESTACADA Y JAMAS SE LA DEBE ENGAÑAR pq mañana, esto mismo pueden hacértelo a ti y entonces ¿ESTARA AHI PARA DARTE LA VUELTA A LA TORTILLA Y DECIRTE TODO LO CONTRARIO DE LO QUE TE HA METIDO EN LA CABEZA?

 

Algún DIA SERAS TU MISMA DE NUEVO Y ENTONCES SABRAS TODO LO QUE HAS HECHO BIEN Y MAL. Puede que seas feliz, y ojala así.

 

LO SIENTO PERO JAMAS NADIE EN 40 AÑOS ME HABIA DAÑADO TANTO Y ES JUSTO QUE LO SEPAS.

 

 

 

 

Sábado 23/06/2007 20:02

 

ME PREGUNTO COMO TENDRIA QUE LLAMARME PARA QUE CONTESTASES UN CORREO MIO...

O QUE CARRERA TENDRIA QUE TENER, O SI DEBERIA TENER BARBA O BIGOTE O PERTENECER AL PERVINO...

PARECE SER QUE CINCO AÑOS DE RELACION NO VALEN, LASTIMA

 

NO NO NO, ERROR, DOS EN LOS QUE TU "ME QUERIAS" Y TRES EN LOS QUE ME HAS AGUANTADO. AHORA ESTA BIEN DICHO.

 

 

Sábado 23/06/2007 20:04

 

LO SIENTO  CELESTE , SOLO ME SIENTO MAL, SOLO Y PERDIDO ESO ES TODO. AL TENERLO PERDIDO TODO, ME IMPORTA UNA MIERDA QUE ME ABORREZCAS MAS O NO.

 

 

 

Sábado 23/06/2007 20:06

 

ESTO PASO ESTA MISMA TARDE, ANTES DE QUE ME DIERAS PUERTA

 

Hoy es Sábado, 23 de Junio de 2007. Este correo ni siquiera tiene destinatario pero puede que algún otro Sábado de quien sabe que mes, lo tenga... o no.

 

Este es un correo mudo y desesperado a la vez, un consejo, una llamada de socorro, un grito de dolor o el más asesino de los recuerdos. Un arrepentimiento, un perdón o el mas doloroso error.

Este correo es la soledad en su estado más puro, la desazón, las ganas de dormir eternamente, el cansancio, un desengaño o la estúpida ilusión por lo imposible.

 

No aguanto mas, de verdad que no y puede que mañana lamente haber sentido así pero hoy solo me siento la triste sombra de una lejana y bor   ROCÍO   sonrisa.

 

Tuve amigos, familia, pareja... tuve todo lo que cualquier humano precisaría para sonreír. Tuve momentos, penas compartidas y alegrías entre dos y hasta entre cuatro. Tuve la vida en mi mano. He conocido el amor, la complicidad 

 

De que coño sirve escribir todo esto?? de que?? la base de todo es muy simple LA VIDA ES LAS MAS ASQUE  ROCÍO  DE LAS MIERDAS QUE EXISTEN. Y la mía la que mas.

 

Lo nuestro duró lo que duran dos peces de hielo en un  wisky on the rock... Esta vez, yo quería quererla querer y ella no.

 

Algún día la vida me sonreirá, amaneceré con un gran pene, con pelo en el pecho y voz varonil y entonces nadie podrá inventarse mas excusas para no quererme.

 

Seré Dante si, Dante!!!!!!!!!!!! y me casare y tendré hijos, y les adorare, y seré valiente y tendré mi casa y una madre sana a quien visitar los fines de semana que desee y mi padre no será un indeseable, no!!! ni abandonará mis lamentos, claro que no.

 

Necesito ayuda urgente, necesito que alguien me enseñe a no querer mas, no quiero querer no pq querer y no ser correspondido es el dolor mas espantoso de cuantos he padecido y no han sido pocos. No quiero sentir ni quiero llorar más. Necesito salir de aquí y no puedo, te juro por dios que no puedo Mamá, esta vez no pq tu sabes que todo estaba puesto aquí, tu eres la única persona que lo sabe.

 

Y se que me hablas pero no logro escucharte, y se que me empujas pero no con la fuerza suficiente. Háblame más alto Mamá, ayúdame desde donde estés por favor. Quítame este dolor que me abrasa el alma y este pánico a querer volar hacia donde estés. Cuídame desde el mas allá Mamá, cuídame por favor.

 

Que alguien me saque de aquí!!!, que la vida llame a la puerta pq yo no soy capaz de salir a buscarla.

 

Pierdo el tiempo en imaginar un momento, un instante imposible que jamás ocurrirá, en pensar ¿se acordara de mi? pero en realidad ya no me importa si se acuerda o no, ya no me alegra nada, NADA.

 

Tengo dos alternativas, visitar a Socorro mañana o morirme y como no tengo huevos para lo segundo, lo mismo trato de encontrármelos para lo primero.

 

Tengo que madurar, definitivamente, tengo que crecer un poco y dejar que la vida se me escurra entre las manos por alguien. NADIE MERECE LA PENA COMO UNO MISMO JAJAJAJAJAJAJA, putos consejos del que sonríe, no te jode!!!

 

"A la familia hay que quererla pq cuando las cosas se ponen mal, ella es lo único que te queda" ¿a si? y que pasa con  la mía, que es la excepción que confirma la regla ¿no? o que sencillamente no me he trabajado pq no soy ningún hipócrita, o pq no, bag...

 

Seré imbécil !!!

 

Como me gustaría despertar mañana siendo un  grandísimo hijo de puta, un tío sin escrúpulos, borracho perdido todo el día, pagando por tirarme a tías que me importan una jodida mierda. Como me gustaría meterle un cable a mi corazón y dejarlo seco para los restos, quemar la mierda de casa en la que estoy y a la que aborrezco por momentos y partir de cero, en el quinto coño, donde no me conozca ni Dios, donde no existan riesgos de enamorarse, donde la gente viva sin preguntas, sin explicaciones, sin aire.

 

Voy a mandar este correo a socorro, para que confirme su diagnostico.

 

Madre mía  Dantito , estas francamente jodido chaval, lamentablemente jodido. Tienes el estoque de muerte clavadito en el alma.

 

No veo un carajo, estas insolentes lagrimas no me dejan escribir así es que voy a fumar mejor. Son las 6 de la tarde, aun quedan horas para que se muera este odioso día, luego vengo, tengo que salir a comprar zanahorias, o agua o chocolate, ni se. No son las 6, solo son las 5 y pico y yo debería estar en algún sitio leyendo pero... puta miseria.

 

Ya van dos veces el porrazo en el mismo pedrusco, el primero mi padre y ahora tu, tiene cojones ¿eh? y yo como un memo sin darme ni cuenta. Has estao sembrao  Dantito , sembrao de verdad. esa medallaaaaaaa.

 

Como me gustaría poder odiar coño, odiar si odiar y poder dejar de dejarme llevar por el amor ¿he dicho amor? Dios mío esa palabra últimamente me da susto.

 

Y ahora dirán que es que soy un crío y que no tengo bien la cabeza pero me importa una mierda lo que digan, una absoluta mierda.

 

Me voy a la playa que me aburres.

 

 

Sábado 28/07/2007 11:54

 

Lejos de pretender agobiarte o volver a darte la lata, te robo un instante para pedirte un favor.

 

El otro día mantuve una conversación con Lorna  en la que me dio la impresión de que no entendían que yo no estuviese en contacto con Ellas. Tú me conoces  Celeste  y sabes que me es imposible charlar con las Niñas sin venirme abajo. No quisiera que tuviesen de mi el mal recuerdo de un pelagatos llorón y tampoco me gustaría que pensaran que Dante ha desaparecido de sus vidas sin mas. Sabes perfectamente los motivos y por eso te suplico que se los expliques, pq tengo la plena seguridad de que nadie como tu podrá hacer que entiendan mi cobardía.

 

Daría sin pensarlo mi vida al diablo a cambio de poder verte como una amiga, eso me facilitaría poder pasar un rato con  las Niñas y sin ti  y sin sufrimiento pero me temo que por el momento soy incapaz.

 

Espero y deseo que paseéis un buen verano, si vas a Guardamar y ves una luna llena, tómala como un regalo mío.

 

Cuidaros mucho. Dale todo mi amor a las Niñas y dos fuertes abrazos.

 

Gracias

 

Dante

 

 

Antes de irme de vacaciones llamé a su hermana para que me dijese qué tal estaba Dante.

Nunca recibí respuesta.

 

 

Agosto 2007

Después de estos correos yo me fui de vacaciones. Al día siguiente me puso un sms al móvil, preguntándome cómo estaba. Le contesté y durante dos o tres días empezamos a hablar de nuevo por teléfono.

Dante me contó que había encontrado una piscina cerca del valle donde iba poquita gente y el se pasaba el día leyendo. También me dijo que había conocido a un grupo de gente, unos matrimonios que también iban por allí, entre los que estaba Prado, su antigua psicóloga.

Un día me llamó desesperado porque dos familias vascas que estaban pasando allí el fin de semana habían hecho comentarios despectivos sobre él. Le di ánimos, le dije que no hiciera caso y que no bajase nunca la cabeza.

Se planteó la posibilidad de que se viniera con Amelia y conmigo a pasar unos días. Yo estaba completamente sola y así me sentía y la idea me atrajo.  Pero por otro lado, no quería que viniese únicamente para calmar mi soledad. En una de las conversaciones que mantuvimos me dijo que por las noches tonteaba con mensajitos con una chica que también estaba en la piscina. Ella estaba sin su marido, con su hija. Con este comentario se me debió de encender una luz de alarma, porque después le dije que era mejor que no viniera.

 

Pasada una semana, me dijo que si era definitivo, que aún no había deshecho la maleta. Le dije que sí y empezó un día de locura.

 

Empezó a mandarme sms a los que no podía contestar, cargados de ira, rabia, odio, incluso locura. A tu casa no voy a entrar, a tu casa no voy a entrar, a tu casa no voy a entrar….

 

Llamé a Lorna  que estaba en Madrid para avisarla de lo que pasaba y habló con él.

 

Después yo también hablé con él. Me dijo que se iba a ingresar en el hospital psiquiátrico. Yo le dije que esperase, que hablase con Prado y que se calmase.

 

Después de dos días sin saber nada de él, y de llamarle y ponerle sms,  nos envió un sms diciéndonos que había estado dos días en el psiquiátrico y que Prado fue a sacarle de allí. Me enfadé, porque a pesar de que su hermana no me había cogido el teléfono la última vez que la llamé, la llamamos con una gran preocupación y ella no nos dijo nada….

 

Terminé las vacaciones como pude… entre aliviada y triste, pero sobre todo sola, me sentía completamente sola.

 

Lorna  habló con él a finales de agosto. Para sorpresa nuestra, Dante estaba pasando el fin de semana en una casa rural con los amigos de la piscina.

 

Septiembre 2007

Cuando volví a Madrid decidí llamarle a ver qué tal estaba. Me cogió el teléfono con mucha frialdad y me dijo que estaba con gente y que me llamaría después.

Hablamos y me dijo que no estaba bien, que estaba intentando superar la separación, que no estaba preparado para verme como una amiga, que necesitaba tiempo…

 

A mediados de septiembre me fui a Washington. Seguíamos hablando por teléfono, pero era evidente su frialdad. Vino a Madrid porque tenía que llevarse el coche de Lorna  a pasar la ITV.

 

Ese día estuvimos dando un paseo y me contó cómo había pasado el verano. Sus amigas de la piscina me odiaban por todo lo que le había hecho sufrir, en especial Itziar, la misma con la que se entretenía poniendo sms en julio.

 

Ese mismo día nos enseñó unas fotografías de la piscina. Al ver a una chica, la pregunta de Lorna  fue: Quién es la lumi ésta? Tenía pinta de putón… Era Itziar. Estando en casa, ella le llamó para que se fuese a cenar con ella… Joder, qué rápidamente había olvidado Dante lo muchísimo que decía que me quería.

 

Dante me contó que a esta chica la maltrataba su marido y que el la estaba ayudando…

 

Durante la primera quincena de septiembre Dante me llama hecho un mar de lágrimas para decirme que por culpa de su padre le han embargado las cuentas. Le presto 1.500  €.

 

Sin embargo, su actitud conmigo sigue fría y distante.

Yo lo estoy pasando mal. Le pido ayuda y no está disponible.

 

 

 

Octubre 2007

 

A primeros de octubre me quitan la uña del pie. Dante no aparece.

Me cuenta que los fines de semana está de gira turística con Prado enseñando qué es la transexualidad en unas conferencias que Prado da sobre violencia de género.

 

A mediados de octubre, Dante vuelve a Madrid a traer el coche de Lorna .

Estando en casa le llama Prado a decirle que Itziar se ha tenido que ir a Almacía a una casa de acogida.

 

Noviembre  2007

 

Durante la primera semana de noviembre vuelvo a Washington y a Nueva York. Viene a recogerme al aeropuerto con las niñas, dormimos por la mañana y se va después de comer.

 

Dante sigue distante y frío y  no nos ponemos de acuerdo. Me pide tiempo para poder verme como una amiga…. Nuestras conversaciones son cada vez más tensas y cada vez me planteo más seriamente dejar de hablar con él durante un tiempo.

 

Diciembre 2007

Dante pasa por Madrid porque tenía que hacer algo en la Agencia.

Me cuenta, en un mar de  lágrimas, que podría rehacer su vida con Itziar pero que todo son comparaciones conmigo.

No quiere darme muchas explicaciones sobre su relación con ella. Yo le digo que algo debe de sentir, porque sino, no se plantearía ese tipo de cosas.

Llegamos a casa y sin parar de llorar, esta vez los dos, me dice que se marcha. Que no puede con tanto dolor…

 

Seguimos igual. Desde Guardamar, en el puente de la Constitución, le digo que ya estoy cansada de esta situación. Que no me está tratando bien y que yo no quiero seguir pasando por este sufrimiento. Como se que el no va a tomar la decisión de decirme que le deje en paz, lo hago yo. Ya volveremos a hablar algún día si podemos.

 

Llega la Navidad. Las niñas se van a esquiar con mi hermano y yo me siento muy sola.

 

Durante estos meses lloro un día si y otro también. No sé qué le pasa a Dante conmigo. Intuyo  no está siendo sincero, que pasa algo, pero de algún modo no quiero creer lo que está pasando.

 

 El día 29 le llamo para decirle que las navidades están siendo muy tristes. Lloro al teléfono desconsoladamente. He estado todo el día pensando en ir a Almacía a verle, a comer con él y charlar tranquilamente.

Cuando le sugiero la posibilidad de ir, me dice que el está rehaciendo su vida y que tiene otros compromisos… Le insito, pero finalmente me dice que está con Itziar, no sin antes pasar por una serie de contradicciones sobre por qué no podía ir: que si tenía que ir a ver a su padre, que si tenía que ir a no se donde cerca de Badajoz, luego cerca de Madrid…

 

Cuando me dijo lo de Itziar me contó que no la quería. Que se había metido en la relación a lo tonto y que se había ido haciendo una bola de nieve…

 

Yo no daba crédito, pero me quedé tan atónita que no reaccioné hasta el día siguiente.

 

Al día siguiente estaba furiosa. Después de comer me puso un sms diciéndome que desde el día anterior no había parado de preguntarse cómo estaría y que no dudase nunca de lo mucho que me quería.

Mi reacción fue decirle que era un amoral y acojonarle un poco. Le dije que no volviese a molestarme ni a mí ni a las niñas. Me llamó un par de veces por teléfono, pero no le cogí.

 

La Nochevieja, Año Nuevo y Reyes lo pasé fatal. Llorar y llorar.

 

Después le escribí este mail diciéndole como me sentía:

 

Miércoles 09/01/2008 10:02

 

Hola Dante:

Ha pasado casi un mes sin que hayamos podido volver a hablar con tranquilidad sobre nosotros y quería que supieras de mí.

Quiero que sepas que estoy enfadada contigo. Me sentí muy dolida cuando te planteé la posibilidad de vernos en Almacía y me dijiste que no era el momento… planteaste excusas sobre tus compromisos para evitar decirme la verdad. Solo cuando debiste pensar que era capaz de ir fue cuando finalmente me dijiste que estabas con Itziar, razón por la que no era conveniente que me presentase allí. Qué sentí? Una punzada en el alma… ese era tu momento.

Aún sigo sin entender la rapidez con la que has rehecho tu vida. Me hago infinidad de preguntas sobre qué fue lo que no te di para no conseguir que tomases la decisión de venirte con nosotras y sobre todo me pregunto cómo se puede sustituir tan pronto a una persona en tu vida si, como me has venido repitiendo incluso el día de esa conversación, yo seguía estando en tu corazón.

Además, me dejaste muy confusa, porque tampoco llego a entender por qué, si es verdad que no la amas, puedes mantener un engaño así con el daño que puedes hacerle y hacerte a ti mismo. He sentido por todo ello una gran desilusión hacia ti, hacia este comportamiento, hacia esa falta de honestidad tan brutal con alguien que posiblemente lo único que realmente necesite es solo un buen amigo que la acompañe en estos momentos de dificultad en su vida. Ese es el origen de mi enfado y no el hecho de que estés con ella… eso solo me hubiese producido dolor porque, como te dije no hace mucho, aún no estaba preparada para ello. El enfado resultó de la decepción, de pensar que puedes ser capaz de mentir en algo tan maravilloso como es el amor.

También me pregunto si será verdad que no la amas y solo lo dijiste para no hacerme más daño...

No habría resultado mucho más fácil, haberla ayudado como amigo, solo como amigo, si realmente en tu corazón no hay un sentimiento más profundo? Qué es todo esto, Dante? Qué te está pasando?

A todo esto, es inevitable, que haya reflexionado sobre tu pasado y tu actitud con las mujeres que hemos pasado por tu vida. Te das cuenta Dante, de que esto es algo que se ha repetido  demasiadas veces a lo largo de ella?  Celeste  la de la radio, Marta, la del pelo azul, la de Navalcarnero, yo, Itziar… en todos los casos llegaste a nuestras vidas para salvarnos de algo… de una depresión, de las drogas, del aburrimiento, de un cabrón, de un maltratador…. Y tu Dante? Donde estás tu? Dónde se quedó el verdadero Dante? El que puede ayudar sin acostarse con alguien? El que podría dar todo el amor del mundo sin necesidad de comprometerse en una relación que tarde o temprano acabará por dejar que se desvanezca?

Esas son mis dudas y ese es mi dolor. Ese es mi enfado y te pido excusas por la brutalidad de alguna de las cosas que he llegado a decirte hace algunos días...

Ya se que cualquier cosa que yo te diga, posiblemente a estas alturas te dará igual, pero a pesar de todo, no quisiera dejar de hacer algo que mi corazón me pide a gritos que haga y que tal vez, si nada lo remedia, sea lo último que pueda hacer por ti.

Cada uno de nosotros y solo nosotros junto con nuestras decisiones, acertadas o no, somos responsables de nuestras vidas y de lo que ocurre con ellas, pero no por ello quiero dejar de pedirte que reflexiones, que agarres la vida por los cuernos y la pongas frente a ti.

Que te mires de frente a un espejo y veas a una buena persona, honesta y leal. No hagas daño a nadie Dante y menos aún a ti mismo.

Cuando rehagas tu vida hazlo con el corazón y con la razón, con verdad y honestidad. Aunque tengas que sufrir por ello, merece la pena. No escondas ni camufles el dolor. Déjalo salir. Haz todos los duelos que tengas que hacer, resuélvelos y continúa o empieza de nuevo. Pero no te quedes en el camino Dante, no te quedes…por favor.

Este mes ha sido para mí el más triste de toda mi vida. Te lo digo de verdad. He sufrido mucho a lo largo de estos seis meses, pero nunca tanto como ahora.

Jamás había estado tan abatida y tan triste y lo último que quisiera es darte lástima, porque esto que estoy sintiendo, tan desgarrador, forma parte de mi duelo, de perderte para siempre y he de afrontarlo, vivirlo y tratar de superarlo. Es el camino de las lágrimas y también el principio del fin.

Pero eso no significa que quiera cerrar para siempre la puerta de tu amistad. Quizás en algún momento de nuestras vidas, no sé cuando, podamos volver a encontrarnos y volver a sonreír juntos sin reproches, sin miedos, sin desconfianzas… Pero para ello tienes que ser verdad. Por eso no quiero que te pierdas para siempre. Por eso quiero que trates de ser cada día mejor persona y que tomes de una vez por todas las riendas de tu vida. Dirígela y vívela bien Dante, es la única que tenemos. Utiliza el corazón y la razón, pero nunca la mentira ni cortinas de humo.

Piensa en ti, por supuesto, pero no tomes decisiones precipitadas. Dale tiempo a las emociones antes de desatarlas. Piensa bien antes de hacer las cosas y trata de ser razonable. No malgastes tu vida ni tu dinero. Piensa en el futuro Dante…. Tu salud es delicada y tal vez algún día recuerdes lo que tantas veces he tratado de hacerte ver a lo largo de estos años. Si vendes, o has vendido el local,  por favor, no derroches el dinero en dos días…  Sabes que el futuro siempre es incierto y ya no quedan más recursos. No lo malgastes pensando que esta vida no merece la pena. No lo cojas con la mano derecha y lo sueltes con la izquierda. Piensa en cómo tu madre supo guardar lo que pudo para el futuro… No hagas honor al apellido Neria, Dante, no lo hagas. Tú has de ser mucho mejor que ellos. Tal vez un día la vida te sorprenda y veas que hay algo importante por lo que luchar. Hazme caso, por favor, por favor, hazlo, aunque sea en lo último que lo hagas, hazlo!

También quiero pedirte, si alguna vez es posible, que nunca evites la verdad conmigo, nunca, por dolo  ROCÍO  que resulte. Es mejor sufrir sabiendo la verdad que sufrir intuyendo una mentira…

Alguna vez querría volver a ser tu amiga y para eso Dante tiene que cambiar un poco.

Te quiero,

 Celeste

 

 

 

 

Después de este mail Dante me puso un sms diciéndome:

 

“Acabo de leer el correo pero no  he podido contestarlo porque lo he hecho desde el locutorio de la plaza y me ha hecho el favor el favor el dueño de dejarme leerlo desde la recepción porque había cola. Sobre las 2 vuelvo a ir. Eres una MUJER EXCEPCIONAL  Celeste   y jamás podré agradecerte todo lo que me has enseñado de mi mismo, todo lo malo que llevo dentro, mi paso vacío por una vida que ni siquiera elegí. Tan solo 5 de mis 41 años he logrado VIVIR , el resto hacia delante o hacia atrás, ha sido y será dar tumbos y más tumbos. JAMÁS compares mi amor por ti con el resto de mujeres porque NADIE logró ni siquiera acercarse un poquito y tu lo sabes.”

 

Después de esto hablamos. Estuvo una hora y media sin parar de llorar. Contándome que se había implicado en la vida de Itziar hasta el punto de que había denuncias puestas de él hacia el ex de ella, y del ex hacia el. Que a la niña la había malmetido el marido y que estaba con el marido. Yo le dije que no podía ser. Que tenía que hablar con ella. Que el no estaba en situación de pasar por estas cosas porque emocionalmente no estaba bien…. Y que yo, como siempre, estaba dispuesta a ayudarle.

 

Sin embargo, durante esta conversación, hubo una cosa que me llamó la atención:

El estaba dispuesto a dejarse ayudar por mí, pero no podían saberlo:

Ni su hermana, porque podía pensar que yo le malmetía o le comía el coco….

Ni Itziar porque, según el, tenía unos celos enfermizos hacia mi…

 

Yo le dije que eso no podía ser. Que si quería que fuéramos amigos, tenía que ser con todas las consecuencias y sobre todo que yo no me iba a esconder de nada ni de nadie, porque no estaba haciendo nada malo.

 

Hablé con Marta. Yo no podía ser su psicóloga y tenía que ponerse en manos de un profesional.

Eso tenía que suceder parar que Dante y yo pudiéramos quizás ser amigos en un futuro, pero de momento, tenía que romper todo contacto con él.

 

Dispuesta a ayudarle le di el teléfono de un psicólogo, Gestalt, que casualmente pasaba consulta en Almacía.

 

Dante me llamó a decirme que el psicólogo le había devuelto la llamada y que el jueves 18 de enero empezaba la terapia. Me alegré tanto!

 

Pero debíamos dejar de hablar. El domingo 12 de enero hablamos por teléfono y nos volvimos a despedir en un mar de lágrimas.

 

El martes 14 de enero recibí en PERVINO unas cosas mías que estaban en Almacía. Entre ellas me mandó un CD de Ars Nova en el que me había subrayado dos canciones: “Sin ti” y “Te quiero”.

 

Esa tarde fui a ver a Marta. Oí las canciones en el coche con ella y lloré con pena y tristeza…

Qué dolor! Era tan intenso…

 

Como no me había mandado los libros que esperaba, al llegar a casa y confirmarlo, le puse unos sms  diciéndoselo. Le di las gracias por el CD y por las canciones, le dije que era un despistado porque no me había enviado los libros que esperaba y le pregunté por Pepa que el fin de semana había estado pachucha. Le pedí que me dijese si le habían llegado los sms porque últimamente algunos no le llagaban. Como no me contestaba, le hice al móvil una llamada perdida.

 

Me llamó. Me preguntó si pasaba algo. Le dije que no, que solo le llamé porque no había contestado a los mensajes. Me dijo que no le habían llegado, que no me extrañase porque había  una buena tormenta y después hablamos sobre lo que le decía en ellos. Note que su voz tenía eco y le pregunté que donde estaba. Me dijo que estaba en el cuarto de baño del Blues Mary, esperando a  Rogelio , que le había llamado para decirle algo del Superstar. Me dijo que  Rogelio  ya estaba allí, le dije que le diera un beso de mi parte y que le volvía a enviar los sms a ver si esta vez le llegaban.

 

Volví a enviárselos y como no contestó, le llamé. No cogió.

 

De repente se me ocurrió llamar a  Rogelio  y así lo hice.  Rogelio  estaba en Navalmoral, en el conservatorio y por supuesto, Dante no estaba con él.

 

Se me partió el alma, pero aún así tuve fuerzas para llamar a Itziar, hecha un manojo de nervios.

Le pregunté si Dante estaba con ella y me dijo que sí. Le pedí que me lo pasara, que era una amiga. Qué amiga? Reyes… Ah! Si Reyes, espera un momento….

Y Dante cogió el teléfono…

 

Dante, no soy Reyes, soy  Celeste ….  Rogelio  está en Navalmoral….

Empezó a gritarme que quién me había dado ese número de teléfono y de fondo se oían los gritos de la otra… He tenido un buen maestro, le dije y colgé.

 

Me desplomé… las niñas no sabían que pasaba. El llamó al móvil y Lorna  cogió. Yo gritaba y gritaba que colgaran, que no le hablasen…. Lorna  colgó. Volvió a llamar y Lorna  volvió a coger…

Cuelga! Cuelga! Cuelga! Creo que Lorna  le preguntó que por qué había mentido y colgó.

Desconecté el móvil y empezó a llamar a casa. Una, dos, tres, cuatro veces… no lo recuerdo.

Amelia lo cogió y le pidió que no llamara más.

 

Creí que me moría de pena, de tristeza, de rabia, de impotencia, de incredulidad!

 

Pasados 15 días sin saber nada, decidí que ya era hora de que me devolviese las cosas que tenía mías y el dinero. Como yo todavía no estoy preparada para hablar con él, le pedí a Marcia  que lo hiciera. Se había ofrecido voluntaria.

 

El martes 29 de enero de 2008, Marcia  le leyó esta carta:

 

“Si Marcia  te lee esto será porque yo ya no estaré más en tu vida. Hoy será martes 29 de enero de 2008… y hará dos semanas que supe verdaderamente quien eras.

Se que jamás en tu vida volverás a tener lo que nosotras te dimos y  que nunca podrás compensar el daño que viniste haciéndonos durante cinco meses y que remataste con aquella mentira estelar... Qué pena no ver en directo tu cara desencajada! Ese día yo gané la partida de chinchón!

Pero eso, ahora, ya dará igual.

El motivo de esta carta es otro:

 

Quiero que devuelvas todas mis cosas antes del próximo viernes.

•   1.800€ que a las niñas les vendrán muy bien. Mételos en la cuenta del BBVA.                                                                          

•   Todos los libros que tienes:

•   Y alguno más que seguro olvido. Ya no importará si los has terminado de leer o no. Devuélvelos.                                 

•   Las llaves de mi casa. Búscalas y búscalas bien.

•   La tarjeta de móvil de la línea familiar...

•   La cadena de oro que te presté para que llevases a tu madre contigo.

•   El sombrero

•   La manta grande con la que las niñas se tapaban en el sofá del salón.

•   La mantita escocesa. Me la regalaron y quiero que vuelva a casa.

 

Mándaselo TODO a Marcia . Ella sabe qué hacer con ello.

De tus cosas no quedó nada. Las tiré todas a la basura tal y como dijiste.

 

•   Ah! El colchón, también mío, sobre el que follas y malduermes y que soportará tus peores pesadillas, puedes quedártelo. Te lo has ganado. Es el premio de consolación.

 

Hay más cartas como ésta. Las tienen algunos amigos y mi hermano. Tienen instrucciones claras sobre qué hacer si tu no haces lo que te pido.

Y lo harán. No dudes lo más mínimo que lo harán.

 

Ah! Dile a tu amiga maltratada que no sea tan osada… Se dirigió a mi aquella noche y todavía no ha tenido la respuesta que os merecéis…

Un día te dije que tenía un as guardado debajo de la manga. Me quedé corta, en este caso es una baraja entera… Pensarías entonces que era un farol y te equivocaste… Yo no miento y si dije aquello es porque la baraja está y está lista. Solo tienen que empezar a repartir las cartas para que empiece el juego.”

 

Después de esto el me puso un sms al móvil que decía:

 

“No es necesario que me amenaces más. Tampoco que lo hagas mediante nadie. Tendrías todo lo que me pides, incluida la tranquilidad de haberme jodido vivo. Mil gracias por tu forma.”

 

Al día siguiente, estaba aquí todo menos la manta grande, el sombrero y el dinero.

 

El viernes llegó la transferencia. Ese día lloré. El sábado también.

 

El domingo quedé con mi hermano y Marisa. Me contaron cómo lo habían visto todo desde fuera.

 

El martes 5, Marcia  le puso un sms para recordarle lo que faltaba. El contestó diciendo que se deshizo del sombrero cuando lo dejamos y que la manta la enviaba en unos días….

 

 

Viernes 8 de febrero de 2007

 

 

Tengo muchas preguntas y algunas respuestas.  Marta me las confirma.

 

Qué buscó Dante? Aquello que por sí mismo nunca podría tener: una mujer formada, educada, madura, dos hijas a las que quiso querer como propias, una familia, seguridad, apoyo incondicional… TODO

 

Qué encontré yo? Ternura, ilusión, alguien que se ocupaba de mi, me tenía en palmitas, que estaba pendiente de mis cosas, de las niñas, de la casa…algo que nunca tuve en mi solitario matrimonio… Y llegó en el momento justo en el que carecía de todo. En ese momento mi vida afectiva estaba vacía, completamente vacía.

 

Hoy es domingo 10 de febrero de 2007.

Los días siguen pasando y no soy capaz de quitarme a Dante de la cabeza. A pesar de todo lo que ya se y todo lo que he leído sobre los psicópatas no salgo de mi asombro.

Me pregunto infinidad de veces qué hará, cómo y dónde estará, y sobre todo por qué, aún sabiendo que no hay respuesta a esa pregunta.

 

Ayer llamé a Rosa, una de mis amigas de Almacía, de quién hace ya más de un año que no se nada.

La llamé en navidades pero debe de tener otro móvil porque no he conseguí hablar con ella.

En Navidades de 2006 Dante se enfadó con ella y no sé nada más.

Como todo está como está, ya no se si creer lo qué Dante me contó que pasó entonces.

 

Esta mañana nos ha devuelto la llamada.

 

  ROCÍO  ha empezado una nueva vida. Y está embarazada!!! Me alegro por ella. Se la nota feliz e ilusionada.

 

Lo que pasó entonces es que Dante le dijo que nosotras no queríamos saber nada de ellas ni del bazar ni de nada… otra mentira más que añadir a su larga lista de mentiras.

 

Pero lo mejor viene ahora:

Me cuenta que ha estado trabajando en el almacén de …. En agosto apareció Dante por allí con una tía rubia y se la presentó como su nueva pareja.   ROCÍO  me dijo que se quedó verde!

 

Después en septiembre volvió a verle allí con ella. Iban a comprar cosas para el cole (para la hija de ella) y que le decía: compra lo que necesites que yo lo pago…

 

Será hijo de puta! En septiembre yo le dejé 1500€ porque le habían embargado las cuentas!

 

Después de la conversación con Rosa, lo único que me gustaría es matarle. Destrozarle la casa, la moto, el coche, a él…

 

Pero esto no cambia… paso de la ira al dolor de un día para otro.

El lunes estaba destrozada. Todo el día con ganas de llorar hasta que al acostarme… lloré.

 

 

Jueves 14 de febrero de 2008

 

Hoy es jueves, 14 de febrero. Día de los enamorados….

Hace un año Dante me envió a PERVINO un desayuno especial. Hoy hace un mes que no hablo con el ni tengo noticias suyas.

 

La semana pasada, el martes, Marcia  le recordó que faltaba la manta grande y la dijo que la tendría aquí en unos días. Ha pasado más de una semana y nada.

Igual piensa que le voy a llamar yo a pedírsela y para el es una forma de no soltar del todo. No voy a hacerlo. Me quedaré sin manta si no la manda.

 

Además, han pasado ya 8 meses desde que lo dejamos. Joder, cómo pasa el tiempo. Parece increíble. 8 meses llenos de soledad, de tristeza, de dolor, de pena y de desilusión. A veces, las menos, de indignación, rabia e ira.

 

Dicen que el tiempo todo lo cura. Será así, pero esta herida ha sido profunda, muy profunda y la curación está siendo larga y muy dolorosa. Espero que poco a poco deje de ser el centro de mis pensamientos y poco a poco ir recuperando la ilusión. Necesito recuperarme a mí misma, recuperar vida y energía y descargar mi corazón de tanto sufrimiento. Nada va a cambiar. Solo puedo mantenerme firme y continuar.

 

 

Martes 19 de febrero de 2008

 

Esto no cambia. Sigo apalancada en el dolor, en las preguntas, en los por qué…

Lloro un día sí y otro también. Anoche sin ir más lejos, me quedé dormida llorando.

 

Esta mañana Marcia  le ha recordado que me mande la manta. El ha dicho guardó la manta en el Valle y que igual no está en estos días y que seguramente la mandará la semana que viene.

Esto es información gratuita. Me da igual donde estén él o la manta. Olvidé decirle a Marcia  que no me contara nada.

 

O me olvido de la manta o voy a seguir pillada …

 

 



Si desea dar su opinión o aporte escríbame a consultashm@gmail.com o click AQUI